Fundación de Investigación y Estudios Fiscales y Económicos Regionales

Jueves 9 de Abril de 2020

Tiempo Fiscal

DOSSIER ECONOMICO

actualidad chaco

Cartilla de salud Chaco Conaeti OIT sube El Vaticano

Anses

Poder Judicial Listas de Despacho afip profesional La Comisión Federal de Impuestos Universidad Nacional del Chaco Austral GAES cuadrado Corte Internacional de Justicia

IEFER Profesional

Desafío 2020: el Banco Central se propone impulsar el crédito

Justificó por ello las medidas tomadas recientemente. Además, la entidad adelantó que prevé este año una inflación menor que en 2019.

Publicado Martes 11 de Febrero

Desde el cambio de Gobierno, el pasado 10 de diciembre, el Banco Central recortó en 15 puntos la tasa de referencia de interés, que permanece en 48%. Según explicó la entidad en el Informe de Política Monetaria (IPOM) difundido ayer, dichas medidas fueron tomadas con el objetivo de impulsar el crédito. Es que, según remarcó, “Argentina tiene uno de los sistemas financieros más pequeños de la región”.

“El Banco Central tomó recientemente una serie de medidas con el objetivo de recuperar el crédito bancario productivo, dinamizar la recuperación del consumo y la actividad económica y mejorar la compleja situación de sobreendeudamiento de algunos hogares y empresas”, señaló el informe, que destacó, además de afrontar la reducción de la tasa de interés, la creación de préstamos vinculados a la variación del dólar para el sector exportador, la decisión de amortiguar el incremento de las cuotas de préstamos hipotecarios UVA y las mayores deducciones sobre los requisitos de encaje para los préstamos “Ahora 12” y para préstamos a MiPyMEs con tasas menores al 40% anual.

En relación con la situación argentina con respecto a los países de la región, el Banco Central sostuvo en su informe que “mientras que Latinoamérica y el Caribe muestran un promedio de crédito al sector privado de alrededor del 50% del PBI a fines de 2018, nuestro país sólo alcanza el 14,6% al tomar tanto préstamos en pesos como en moneda extranjera”. Al analizar las circunstancias que llevaron a eso, destaca que se debe a una multiplicidad de factores: “Las sucesivas crisis que atravesó el sistema financiero en los últimos 50 años, la inestabilidad nominal, el alto grado de dolarización de la economía y la elevada informalidad”.

El informe también cuestionó las medidas tomadas por la gestión de Mauricio Macri. “Recientemente, la política de tasas de interés reales elevadas y la caída de la actividad económica de estos últimos años tuvieron como consecuencia una caída de los préstamos bancarios totales de 4,9 p.p. hasta un 9,2% del PBI entre el nivel máximo de junio de 2018 y fines de 2019, y un empeoramiento de las condiciones financieras de empresas y familias que se reflejó en un fuerte incremento de la morosidad hasta niveles comparables con los observados durante la crisis financiera internacional de 2008/9 (+3,2 % entre diciembre de 2017 y noviembre de 2019)”, sostuvo el Central. En el segmento en pesos, en tanto, se verificó una caída del crédito hasta valores mínimos de agosto de 2005 (-4,2 p.p. entre junio de 2018 y diciembre de 2019). Los préstamos en moneda extranjera al sector privado se contrajeron 1,7 p.p. del PBI entre el máximo alcanzado en octubre de 2018 y diciembre de 2019.

“Las medidas que se están tomando para mejorar las tasas pueden influir de manera positiva en el crédito de las empresas. Con eso, puede verse una recuperación del crédito, también un poco de la mano del crecimiento de la demanda. Son síntomas positivos para que las empresas y las pymes puedan tomar un poco de aire financiero y poder tratar de pensar un horizonte un poco más optimista”, analizó Jorge Neyro, de la consultora ACM.

Inflación

En otro de los apartados, el Central analizó las medidas tomadas por el Gobierno para “morigerar la inercia inflacionaria”. Es por eso que prevé una cifra “marcadamente” menor que la del año pasado, que fue del 53,8%, aunque no estimó de cuánto será. “Se espera su desaceleración hacia niveles marcadamente menores que 2019 debido a la concurrencia de la política monetaria, cambiaria y fiscal, los acuerdos de precios y la coordinación de estrategias de corto y largo plazo, a través de distintos ámbitos institucionales”, sostuvo la entidad.

En otro capítulo, analizó el stock de la deuda pública que, para fines de diciembre de 2019, “ascendía a u$s323.177 millones, de los cuales el 60% se concentraba en títulos públicos, un 25% en préstamos y un 10% en instrumentos de corto plazo”. En relación con esta, “se destaca la caída en la participación de los instrumentos nominados en pesos (-11,6% del total entre diciembre de 2015 y septiembre de 2019).

RSS

Copyright © IEFER, 2009. Todos los derechos reservados